Actualidad + Especiales

Sebastián Sichel y la derrota del oficialismo

Por ~ Publicado el 22 noviembre 2021

La marea amarilla estaba esperanzada por pasar a segunda vuelta. Sin embargo, el candidato independiente Sebastián Sichel, apoyado por el oficialismo, obtuvo la cuarta mayoría de votos en un día en que prometía ser ganador y que terminó con el candidato congelando su vida política.


“Uso calcetines con pescados en homenaje a mi padre que murió”, mencionó Sebastián Sichel a T13 mientras se dirigía ayer a votar. Los pescados son un símbolo importante en su vida, representan la libertad y a su padre. Por lo que, durante los debates y fechas importantes como el nacimiento de sus hijos, Sichel usa la cábala de los pescados.

Llegó a sufragar al Colegio Seminario Pontificio Menor de la comuna de Las Condes, acompañado de sus hijos, esposa y parte de su comando pasadas las diez de la mañana. “Estamos muy tranquilos de pasar a segunda vuelta”, mencionaba en el punto de prensa luego de emitir su voto. Se notaba esperanzado. Este era el inicio de un día muy importante para Chile y para el ex presidente del Banco Estado.

 

Imagen1

Continuó la jornada y las filas en los locales de votación eran cada vez más largas. Los medios de comunicación mostraban la sorpresa de la gente al esperar más de una hora para poder sufragar. Las horas pasaban y a las seis de la tarde comenzaron los conteos en algunas mesas de votación.

El comando de Sebastián Sichel comenzó a reunirse antes del cierre de las mesas en una casona de Las Condes, llena de pantallas con letras en color amarillo con el nombre del candidato. La prensa estaba atenta a la llegada de los compañeros del aspirante a la presidencia. Pedro Browne fue el primero en llegar. “Tenemos la esperanza y la convicción de que vamos a estar en segunda vuelta”, señalaba el jefe de campaña. Recién había comenzado el conteo de los votos y las expectativas eran altas, pero el colaborador del comando mencionaba que Sichel se encontraba tranquilo.

Browne entró a la casona. En los balcones se asomaban sus compañeros de comando mientras conversaban y fumaban. Ya eran siete de la tarde. Las mesas ya estaban cerradas y la llegada del candidato estaba cerca. Desde afuera se escuchaban los aplausos y gritos de sus colaboradores. Sebastián Sichel aparecía de la mano de su esposa, Bárbara Encina.

 

Adiós a la política

“Hoy decidieron que otras personas pasaran a segunda vuelta en la elección presidencial”, señalaba el ex candidato del oficialismo, asumiendo su derrota. Agradeció a quienes le ayudaron en la campaña y ellos, gritaban “¡bravo!” para rendir su apoyo. La tristeza del candidato era indudable, su mirada y su actitud reflejaban la decepción por los resultados. “Creo que tengo diferencias programáticas con José Antonio Kast, pero estoy dispuesto a conversarlas”, dijo Sichel luego de confirmar que no votará por Gabriel Boric, ni por la extrema izquierda en la segunda vuelta. Finalizó el discurso comentando que se alejará de la vida pública “para estar con su familia”, la cual se vio muy afectada por la campaña presidencial.

El excandidato no recibió preguntas de los medios de comunicación, tomó la mano de su esposa y se retiró inmediatamente del lugar. Por otro lado, algunos de sus colaboradores se quedaron en la casona y reafirmaron su apoyo al candidato del Partido Republicano. Finalmente, con el 100% de las mesas escrutadas, Sebastián Sichel obtuvo el 12,8% de los votos, convirtiéndose en la cuarta preferencia de la elección presidencial.

#Etiquetas:

Comentarios.